Antecedentes Real Zaragoza vs Sevilla Atlético

El Sevilla Atlético Club nació el 1 de marzo de 1950 con la denominación de "Club Deportivo Puerto", un club administrado por la Junta de Obras del Puerto de Sevilla,​ siendo uno de los muchos clubes que existían en la ciudad de Sevilla, como el "Recreativo Su Eminencia", el "Triana CF" o el "Calavera CF". Jugaban de locales en el Campo de la Reina Victoria y su equipación consistía en una camiseta de color amarillo, con una franja ancha horizontal azul marino (algunas fuentes hablan de negro), y calzonas del mismo color que la franja.  

Tras varias reuniones de las directivas del club portuario con las del Sevilla FC en 1958, el CD Puerto pasaría a ser incorporado en el club sevillista como primer filial, conservando en principio su denominación, su nombre y sus emblemas.

La directiva sevillista se plantea, unos años más tarde, si desvincular al club o incorporarlo de forma definitiva a su estructura. Finalmente deciden lo segundo, y tras barajar varios nombres como el "Club Deportivo Sevilla", el "Híspalis CF" o el "Deportivo Giralda", el CD Puerto pasa a cambiar su nombre y su escudo, denominándose "Sevilla Atlético Club" el 1 de agosto de 1960. También cambió su indumentaria, que consiste en una camiseta blanca con una franja diagonal en rojo y pantalón negro

En el año 2000, y de la mano del presidente del Sevilla FC, Roberto Alés y del director deportivo del club, Ramón Rodríguez Verdejo (Monchi), toma las riendas del filial hispalense Manolo Jiménez, logrando el ascenso a Segunda División B de forma brillante arrasando en el Grupo X de Tercera División. En esta primera temporada cuenta con jugadores de la talla de Reyes y Antoñito. Posteriormente se conseguiría alcanzar, entre los años 2004 y 2007 cuatro clasificaciones consecutivas para disputar la liguilla de ascenso a Segunda División, dos de ellos como campeón del Grupo IV de Segunda División B. El 24 de junio de 2007, en su cuarto intento consecutivo, consigue el segundo ascenso a Segunda División de la historia del filial sevillista, gracias a la victoria conseguida en la prórroga frente al Burgos CF por 1-0 con gol de Manuel Ortiz Toribio(Lolo)​ en la eliminatoria final por el ascenso.

Tras la disputa de la 9ª jornada, y tras la victoria ante el Elche CF por 2-1 que ubicaba al filial sevillista en la 4ª posición clasificatoria, Manolo Jiménez abandona el Sevilla Atlético Club para dirigir al primer equipo, el cual se encontraba en una situación muy delicada tras la marcha de Juande Ramos al Tottenham Hotspur. El Sevilla Atlético Club es dirigido en la 10ª jornada por Juan Calderón de forma transitoria hasta que Femín Galeote, técnico del Sevilla C, tome las riendas del Sevilla Atlético Club. De la mano de Femín Galeote el Sevilla Atlético Club realiza una buena temporada, finalizando 9º clasificado de la Liga Adelante, con 56 puntos, alcanzando la permanencia en la Segunda División, por primera vez en la historia del filial sevillista, con solvencia.

En la temporada 2008-2009 termina último al conseguir sólo 2 victorias contra Real Sociedad (1-0 golazo del finlandés Teemu Pukki) y Girona FC y 11 empates, lo que le hace volver a Segunda División B.

Fue precisamente en esta temporada, y coincidiendo con el descenso del Real Zaragoza a Segunda División, cuando se produjo el primer enfrentamiento entre el filial sevillista y el conjunto aragonés.  Así, el 18 de octubre de 2008 el Sevilla Atlético recibió en el Estadio Ramón Sánchez Pizjuán al Real Zaragoza, un partido en el que se impusieron claramente los aragoneses, dirigidos por Marcelino García Toral, por 0-4.  El Zaragoza fue muy superior a un filial de jóvenes promesas inexpertas, que pese a todo no se entregó nunca y luchó con nobleza. Tal vez el equipo aragonés se vio un poco sorprendido por la valentía del Sevilla Atlético, que salió a jugar de tú a tú, sin ningún complejo por el hombre del rival. El Real Zaragoza, por mediación del brasileño Ricardo Oliveira, marcó en la primera ocasión que tuvo a los 22 minutos de partido, una ventaja que amplió Gabi nueve minutos más tarde con un fuerte disparo.  Nada más comenzar la segunda parte, Arizmendi remató a las mallas un buen centro desde la parte derecha y cuando iba transcurrida media hora del segundo acto, de nuevo Oliveira anotaba el 0-4 definitivo con un fuerte disparo que se coló por la escuadra. El portero zaragocista López Vallejo también fue protagonista al detener un penalti que hubiera supuesto el 1-2.  El Zaragoza formó ese día con: López Vallejo; Pignol, Pulido, Pavón, Paredes, Jorge López (Songo´o 69'), Zapater, Gabi (Hidalgo 46'), Arizmendi, Braulio (Caffa 61') y Oliveira.

El 21 de marzo de 2009 el Sevilla Atlético visitaba por primera vez en su historia el Estadio de La Romareda y, curiosamente, en ese partido se repetía el mismo resultado de la primera vuelta, imponiéndose por un contundente 4-0, a pesar de que el técnico blanquillo, Marcelino García Toral, reservó a varios de sus jugadores titulares.  El Sevilla Atlético nunca fue rival para los blanquillos. En la portería aragonesa, Toni Doblas debutaba esa temporada con el Zaragoza y lo hizo precisamente para enfrentarse al filial de su eterno rival.  El Zaragoza ya dejó zanjado el trámite a los ocho minutos de partido, tras los goles de Arizmendi (minuto 1) y Ponzio (minuto 8).  Ya en la segunda parte Pavón marcaba el tercero de cabeza tras una falta botada por Caffa.  El Pichichi Ewerthon cerró la cuenta con su vigésimo gol de la temporada.  Por su parte, el Sevilla Atlético, terminó como farolillo rojo en una nefasta temporada en la que tan solo logró dos victorias en 42 partidos. 

El filial sevillista, en la temporada 2015/16 asciende a la Segunda División 2016-17 tras concluir en el Grupo IV de la Segunda División B en tercera plaza y eliminar en Play-Offs a Unión Deportiva Socuéllamos, Unión Deportiva Logroñés y Club Lleida Esportiu, al cuál eliminó en penaltis con un gol decisivo del portero José Antonio Caro .  El 8 de octubre de 2016 el Real Zaragoza jugaba en el Ramón Sánchez Pizjuán, ante 7.180 espectadores un partido en el que dejaba escapar, una vez más, un gol de ventaja anotado. precisamente, por un ex sevillista, Juan Muñoz, de vaselina a los 56 minutos de partido.  Dos goles del actual jugador del Levante Ivi a los 62 y 73 minutos enjugaron la ventaja inicial de los aragoneses que caían sorprendentemente derrotados por el filial sevillista (2-1).  El Real Zaragoza, con Luis Milla de entrenador, presentó la siguiente alineación: Xabi Irureta, Isaac Carcelén, José Enrique, Cabrera, Casado, Zapater, Erik Morán (Alex Barrera 74'), Javi Ros (Xumetra 63'), Lanzarote (Fran González 74'), Juan Muñoz y Ángel Rodríguez. 

En el partido de la segunda vuelta, el Sevilla Atlético visitaba La Romareda el 18 de marzo de 2017, precisamente el día en que se cumplían 85 años de la fundación del Club aragonés.  Fue un cumpleaños amargo ya que el Real Zaragoza perdía por segunda semana consecutiva en el tiempo de descuento ante un Sevilla Atlético que acabó jugando sin guardameta tras la expulsión por doble amarilla de Ondoa a los 87 minutos.  Fue un auténtico bochorno de partido para los sufridos seguidores aragoneses, que no se podían creer que su equipo no fuera capaz, no solo de no marcar un gol aprovechando la tremenda desventaja de su rival de jugar sin portero, si no, además, encajar un gol logrado por Cotán a los 92 minutos de partido.  Bronca tremenda en La Romareda al finalizar el choque.  Marc Gual había adelantado a los hispalenses a los 38 minutos.  Empató Edu García para el Real Zaragoza a los 75 minutos.  Y al final sucedió lo que ya he contado.  El 1-2 final dejaba muy tocado a todo el zaragocismo. 

Finalmente, en la actual temporada, el 21 de octubre de 2017, el Real Zaragoza visitaba la Ciudad deportiva del Sevilla, en el recién estrenado estadio José Ramón Cisneros Palacios. Vibrante choque en el Viejo Nervión entre dos equipos que buscaron insistentemente la portería rival y que finalizó en tablas (2-2). Carlos Fernández y Borja Iglesias firmaron un bonito duelo en las áreas, que pudo llevarse el Zaragoza en el tramo final de partido, pero el guardameta sevillista Soriano impidió que el filial se quede sin premio.

Consciente de lo que había en juego, el técnico sevillista Luis García Tevenet quiso revolucionar el once para darle otro aire al filial. Soriano en la portería, Borja en defensa y Felipe Carballo en la medular fueron las apuestas del técnico que se sabía en la cuerda floja. Natxo, por su parte, dejó en la caseta a Oyarzun y Papu para dar entrada a Ángel y Toquero. Con el vitoriano y Borja Iglesias, el peligro del conjunto maño vendría por las bandas. Y desde los costados empezó a agitarse el encuentro.

Marcó primero el citado Carlos Fernández a los 18 minutos, tras rematar un centro sin aparente peligro de Matos. La zaga maña puso de su parte para que el filial se pusiera por delante ocho jornadas después. El golpe no varió los esquemas del Zaragoza, que siguió percutiendo sobre la portería de Soriano a base de centros. En uno de ellos, de perfecta ejecución de Delmás, los de Natxo González encontraron la igualada. Borja Iglesias acudió al rescate e incluso pudo darle la vuelta al encuentro un minuto después, pero su disparo se marchó algo.

Los de Tevenet salieron enchufados tras el descanso y, a los dos minutos, Carlos Fernández volvió a poner en ventaja a su equipo con una gran maniobra de ariete puro. El Zaragoza, que había salido despistado, volvió a pagar caro un despiste en el área. Con el paso de los minutos, la falta de acierto volvió a hacer mella en el filial, que no consiguió cerrar el partido y dejó vivo a un Zaragoza, que contaba con la peligrosa arma de Borja Iglesias.

El gallego avisó a los hispalenses con una jugada personal que acabó con un disparo a la madera, pero en la siguiente jugada Borja Iglesias cazó un pase de Delmás para prorrogar la imbatibilidad maña una jornada más. La falta de calidad arriba volvió a penalizar al filial, que todavía pudo irse de vacío si Papunashvili hubiese acertado en el último minuto.

En definitiva, máxima igualdad en los 5 enfrentamientos entre ambos equipos.  Dos victorias para cada equipo y un empate. Con 12 goles a favor del Real Zaragoza y 6 a favor de los sevillistas.  Este próximo domingo, 25 de marzo de 2018, veremos si el Real Zaragoza es capaz de aumentar a siete el número de victorias consecutivas en una impresionante racha que ha llevado a los hombres de Natxo González a ser firmes candidatos al ascenso.